(Sección especialmente dedicada al Grupo "Apóstoles del Sagrado Corazón de Jesús")

Devoción al Sagrado Corazón de Jesús

Actualizado el viernes 29/SEP/17

8 DE SEPTIEMBRE DE 1920

“Nada temas...  No me abandones.  ¡Son tantas las almas que huyen de Mí!  Déjame, al menos, morar en la tuya y complacerme en ella”.

Comentario: 

El hombre, después del pecado original, tiene miedo de Dios y, como Adán y Eva, se esconden de su presencia. Pero no debemos proceder así, porque el enfermo, si encubre sus llagas o su enfermedad al médico, es seguro que empeorará o morirá; por eso si hemos pecado es necesario que vayamos corriendo al Médico celestial. No debemos tener miedo de Jesús, porque Él es el mejor de los Médicos y sabe hacer su tarea de una manera excelente, aunque a veces opera sin miramientos, pues sabe que de esa operación vendrá la salud para el alma. No tengamos miedo de Dios y, pase lo que pase, confiemos en Él y entreguémosle nuestro corazón y nuestra vida.

Sagrado Corazón de Jesús, en Vos confío.

Si desea recibir estos mensajes por email, suscríbase a los "Apóstoles del Sagrado Corazón de Jesús", haciendo clic aquí.