Consejo de hoy: No obremos para agradar a los hombres sino para agradar a Dios, que sabrá recompensarnos con largueza y nos premiará con el Cielo para toda la eternidad.