Actualizado el viernes 29/MAR/19

(Sección especialmente dedicada para el Grupo JÓVENES HÉROES)

Mensaje a los Jóvenes héroes

Comunión frecuente. 

Cuando el mal se va haciendo más agresivo, también Dios pone a nuestro alcance medios más eficaces para vencerlo. Por eso en estos últimos tiempos se ha permitido comulgar todos los días, ya que antes la Comunión era semanal o incluso más espaciada. Hoy se puede comulgar hasta dos veces en el mismo día, participando de dos Misas.

Y esto es lo que deben hacer los jóvenes que quieren permanecer fieles a Dios y guardar la pureza en pensamientos, palabras y obras, porque es difícil que quien recibe al Señor Sacramentado todos los días, caiga en pecados graves, puesto que la Sagrada Comunión, además de borrar los pecados veniales, nos ayuda y fortalece para no caer en nuevos pecados, ya que es el Alimento de los Fuertes y el Vino que engendra vírgenes.

Si dejamos la Comunión, por cualquier motivo que fuera, estaremos perdidos, ya que no podremos resistir el mal que hay en el mundo.

Por eso no dejemos ni un solo día de recibir la Comunión, salvo que estemos completamente seguros de haber cometido un pecado grave o mortal. Entonces primero deberemos confesarnos y luego seguir recibiendo la Comunión.

Pero tengamos en cuenta que al demonio no le gustará nada que recibamos la Eucaristía diariamente, y nos pondrá multitud de pretextos, desgano, dudas de pecado, etc., para apartarnos de la Comunión.

Estemos en guardia contra estas tentaciones y perseveremos, perseveremos, perseveremos en comulgar diariamente, porque así nos iremos alejando cada vez más del diablo y nos acercaremos más a Dios, que nos irá transformando en Él mismo.

Si desea recibir estos mensajes por email, suscríbase al Grupo Jóvenes héroes haciendo CLIC AQUÍ