Actualizado el lunes 11/OCT/21

(Sección especialmente dedicada para el Grupo JÓVENES HÉROES)

Mensaje a los Jóvenes héroes

Formar la voluntad. 

La voluntad es la que peca, ya que no hay pecado si no hay plena y deliberada voluntad en cometerlo.

Así que nuestro objetivo es formar la voluntad, fortalecerla, hacerla firme.

El pecado reiterado nos afloja la voluntad, y muchas veces vencidos, somos más fáciles de vencer.

Hay que recurrir a los sacramentos, a la oración, en definitiva a Dios, que nos ayude a vencer, y de a poco iremos saliendo del pantano del mal.

Debemos también saber vencer la pereza y mirar poca televisión, porque basta que observemos a una persona que está mirando algo interesante en la televisión, y comprobaremos que está como “embobado”, y si uno en ese momento le pide un favor, no pocas veces se encontrará con un rotundo rechazo, o lo hará de mala gana.

La televisión destruye la poca voluntad que tenemos, ¡y pensar que es la voluntad la que dice sí, o no, al pecado! Si tenemos debilitada la voluntad, seremos fáciles presas del pecado.

Entonces que a partir de hoy, de ahora mismo, comencemos a fortalecer nuestra voluntad, y preparémonos para la lucha, porque el demonio no querrá que nos escapemos de sus manos, y hará todo lo posible para desanimarnos.

Así que aunque caigamos una y muchas veces, no estemos en el suelo, sino levantémonos con una sincera y completa confesión con el sacerdote, y empuñemos el arma de la oración, porque Dios no manda imposibles, y si ha mandado que cumplamos los Diez Mandamientos, es porque Él sabe que lo podemos hacer. Claro que con su ayuda, pues solos seremos vencidos.

Si desea recibir estos mensajes por email, suscríbase al Grupo Jóvenes héroes haciendo CLIC AQUÍ